La superestrella de los Brooklyn Nets, Kyrie Irving, ha vuelto a pronunciarse en redes sociales en contra de la vacunación obligatoria, una medida que el jugador, junto a otros deportistas como Djokovic o Kimmich, no ha aceptado

Y es que el jugador de 30 años prefirió anteponer su decisión sobre la vacuna sobre su profesión, un motivo por el que solo pudo disputar 29 partidos (los de fuera de casa). El motivo, la ley que implantada por la ciudad de Nueva York que prohibía el acceso a grandes recintos a las personas no vacunadas.

Ahora, una vez eliminada la norma y ya pudiendo disputar la competición sin restricciones, Irving ha vuelto a mostrar su rechazo de una medida que, según él, no debería existir. Así lo ha hecho a través de su cuenta de Twitter:

«Si puedo trabajar y no estar vacunado, entonces todos mis hermanos y hermanas que tampoco están vacunados deberían poder hacer lo mismo, sin ser discriminados, vilipendiados o despedidos. Esta Vacuna/Pandemia forzada es una de las mayores violaciones de los DERECHOS HUMANOS de la historia«, culminaba Irving en su mensaje.

A pesar de sus constantes muestras de rechazo a la vacuna, Irving ha reiterado en muchas ocasiones no estar en contra de las vacunas, pero sí su convicción sobre la libertad de decisión de la gente al respecto.