La Conmebol toma medidas ante el escándalo del Argentina-Brasil: suspende al árbitro y al encargado del VAR

La Conmebol toma medidas ante el escándalo del Argentina-Brasil: suspende al árbitro y al encargado del VAR

A la Conmebol no le ha temblado el pulso y ha suspendió de forma indefinida al árbitro uruguayo Andrés Cunha y al encargado del VAR Esteban Ostojich que oficiaron durante el Argentina-Brasil de la fase clasificatoria para el Mundial de Catar 2022 del pasado 16 de noviembre.



«Cunha y Ostojich han incurrido en errores graves y manifiestos en el ejercicio de sus funciones en el desarrollo del partido», reza un comunicado oficial de la Conmebol sobre la suspensión a los colegiados, a los que se señala especialmente por no castigar un codazo del argentino Nicolás Otamendi sobre Raphinha en el minuto 33 de la primera parte.

Según la Conmebol se trata de una «conducta violenta que puso en peligro la integridad física del centrocampista del Leeds». El árbitro no castigó la jugada y el VAR revisó la acción, considerando que no había motivos para considerarlo como agresión.

Tras estudiar el asunto, la decisión del máximo organismo del fútbol sudamericano fue castigar a Cunha y Ostojich, que fueron «suspendidos por tiempo indeterminado en el ejercicio de sus funciones en competiciones organizadas por la Conmebol».

Argentina y Brasil terminaron el partido con el resultado de empate a cero y los albicelestes logrando el billete para Catar 2022. Algo que Brasil tenía ya también asegurado. 

Deja una respuesta