La nueva cárcel de Dani Alves: destinada a agresores sexuales, compartirá celda con un ‘preso de confianza’ y está menos masificada

El futbolista brasileño Dani Alves ha sido asignado por la cárcel de Brians 2, en Sant Esteve Sesrovires (Barcelona), al módulo 13, dedicado a presos investigados o condenados por delitos contra la libertad sexual y al que son destinados la mayoría de agresores sexuales. Se prevé que el exjugador del Barça pase los primeros días en una celda con otro preso.
El motivo del traslado de la cárcel de Brians 1 a la de Brians 2 está en que este centro dispone de recintos más seguros y menos masificados.
Al menos los primeros días, Alves compartirá celda con otro recluso que ejercerá el papel de lo que en la jerga penitenciaria se conoce como ‘preso de confianza’, cuya misión es ayudar a superar la sensación de angustia y estrés que puede provocar entrar en prisión, especialmente a las personas que nunca han estado en una penitenciaria.
El módulo 13, no obstante, dispone de espacio suficiente para que a algunos de los reclusos se les pueda asignar una celda individual, si así lo aconsejan las circunstancias del preso.
Alves ha pasado el fin de semana en el módulo de ingresos de la cárcel Brians 1 de Sant Esteve Sesrovires (Barcelona) desde el pasado viernes, cuando una jueza de Barcelona decretó su ingreso en prisión sin fianza, acusado de violar a una joven en un baño de la discoteca Sutton de Barcelona la noche del pasado 30 de diciembre.

La nueva cárcel de Dani Alves: destinada a agresores sexuales, compartirá celda con un ‘preso de confianza’ y está menos masificada

El futbolista brasileño Dani Alves ha sido asignado por la cárcel de Brians 2, en Sant Esteve Sesrovires (Barcelona), al módulo 13, dedicado a presos investigados o condenados por delitos contra la libertad sexual y al que son destinados la mayoría de agresores sexuales. Se prevé que el exjugador del Barça pase los primeros días en una celda con otro preso. El motivo del traslado de la cárcel de Brians 1 a la de Brians 2 está en que este centro dispone de recintos más seguros y menos masificados. Al menos los primeros días, Alves compartirá celda con otro recluso que ejercerá el papel de lo que en la jerga penitenciaria se conoce como 'preso de confianza', cuya misión es ayudar a superar la sensación de angustia y estrés que puede provocar entrar en prisión, especialmente a las personas que nunca han estado en una penitenciaria. El módulo 13, no obstante, dispone de espacio suficiente para que a algunos de los reclusos se les pueda asignar una celda individual, si así lo aconsejan las circunstancias del preso. Alves ha pasado el fin de semana en el módulo de ingresos de la cárcel Brians 1 de Sant Esteve Sesrovires (Barcelona) desde el pasado viernes, cuando una jueza de Barcelona decretó su ingreso en prisión sin fianza, acusado de violar a una joven en un baño de la discoteca Sutton de Barcelona la noche del pasado 30 de diciembre.

[#item_full_content]

Deja una respuesta