Ucrania: la ONU concluye que se han cometido crímenes de guerra

Misión independiente reveló indicios de tortura, ejecuciones sumarias y casos de violencia sexual.

Ucrania: la ONU concluye que se han cometido crímenes de guerra

Misión independiente reveló indicios de tortura, ejecuciones sumarias y casos de violencia sexual.

La misión independiente de la ONU creada para investigar la invasión a Ucrania confirmó este viernes que Rusia ha cometido crímenes de guerra que incluyen ejecuciones sumarias o violencia sexual contra niños, ante lo que la delegación ucraniana pidió crear un tribunal que juzgue estos abusos al más alto nivel.

(Lea también: Los rusos huyen hacia las fronteras ante la movilización de reservistas)

El presidente de la misión, Erik Mose, compareció este viernes por primera vez ante el Consejo de Derechos Humanos de Naciones Unidas, que aprobó esta investigación en marzo, para enumerar una larga lista de crímenes de guerra en el área que por ahora han estudiado (Zonas de Kiev, Járkov, Chernihiv y Sumi).

  “Nos ha impresionado el gran número de ejecuciones perpetradas”, subrayó el experto noruego, quien indicó que se han identificado estos asesinatos en al menos 16 localidades, con pruebas tales como manos atadas a la espalda de las víctimas, tiros en la cabeza o gargantas degolladas.

Especialmente gráfica fue su mención de abusos sobre niños, “en algunos casos violados, torturados y detenidos ilegalmente”, y sobre delitos de violencia sexual cometidos por soldados rusos “en los que la edad de las víctimas oscila entre los cuatro y los 82 años”, en ocasiones forzando a sus familiares a ser testigos de los abusos.

Mose también citó como ejemplos de posibles crímenes de guerra las torturas en centros de detención ilegal, como palizas, descargas eléctricas y desnudez forzada, en ocasiones en zonas del territorio ruso a donde fueron forzosamente transferidas las víctimas.

Es el mayor intercambio de prisioneros efectuado con Ucrania desde que empezó la guerra, en frebrero.

Foto:

EFE

Otros crímenes de guerra incluyen ataques con armamento explosivo sobre áreas residenciales, escuelas u hospitales, en los que según la ONU han muerto unos 6.000 civiles, una estrategia “que explica por qué un tercio de la población ucraniana se ha visto obligada a huir”, según el jefe de la misión.

Esta, formada también por el colombiano Pablo de Greiff y la bosnia Jasminka Dzumhur, visitó Ucrania en junio. Sus equipos de investigación también estuvieron en julio y agosto en el país, principalmente en zonas liberadas por las tropas ucranianas tras la inicial ofensiva rusa de febrero y marzo, los meses objeto de esta investigación preliminar.

En rueda de prensa, los tres miembros de la misión insistieron en que los crímenes de guerra documentados fueron perpetrados por invasores rusos, aunque también confirmaron al menos dos casos de maltrato a soldados de ese país por parte de fuerzas ucranianas.

También subrayaron, respecto a las acusaciones de violaciones de derechos humanos por parte de fuerzas ucranianas en zonas controladas por tropas rusas como el Donbás, que no han podido acceder a esos territorios, por la negativa de Rusia, expulsada del Consejo de Derechos Humanos en abril, a colaborar con la misión.

Tras el informe oral de la misión, que presentará un documento completo de sus investigaciones en la sesión del Consejo de marzo de 2023, la delegación ucraniana pidió ante el mismo órgano de la ONU la creación de un tribunal específico para juzgar los crímenes de guerra rusos durante la invasión.

Exhuman 447 cuerpos

Entre tanto, las autoridades ucranianas exhumaron 447 cadáveres enterrados en un bosque cerca de la ciudad de Izium, retomada de manos de los rusos, y 30 de ellos tenían “señales de tortura”, anunciaron este viernes las autoridades de la región de Járkov. La fiscalía regional precisó que se trataba de 425 civiles -cinco de ellos, niños-, y de 22 militares ucranianos.

«La mayoría muestra signos de muerte violenta y 30 muestran signos de tortura», dijo por su parte el gobernador de la región de Járkov, Oleg Sinegubov, en Telegram.

«Hay cuerpos con una cuerda alrededor del cuerpo, con las manos atadas, con miembros rotos o heridas de bala. Varios hombres tienen sus órganos genitales amputados», afirmó Sinegubov, considerando que ello «prueba (…) las terribles torturas» sufridas por la población.

Exhumación de cuerpos en Izium, Ucrania.

Foto:

EFE

Varios centenares de tumbas coronadas por una cruz y una fosa común fueron descubiertas a mediados de septiembre cerca de la ciudad de Izium, que estuvo bajo ocupación rusa durante varios meses antes de ser retomada por las fuerzas de Kiev. La policía ucraniana dijo que también había descubierto «salas de tortura» en la región, en varias localidades, incluida Izium.

Las fuerzas rusas están acusadas de múltiples exacciones en los territorios bajo su control en Ucrania, especialmente en Bucha, en las afueras de Kiev, donde tras la retirada de las tropas de Moscú a finales de marzo fueron descubiertos numerosos cadáveres de civiles asesinados a sangre fría. Moscú niega haber cometido estos crímenes y calificó de «mentira» el descubrimiento de las tumbas en Izium.

Rusia dio inicio a referendos de anexión

Desde este viernes comenzaron los referendos de anexión rusa en cuatro regiones de Ucrania controladas total o parcialmente por Moscú, consultas tachadas de “falsas” por los líderes del G7, que prometieron no reconocerlas “nunca”.

Estas consultas, calificadas de “farsa” por Ucrania y Occidente, marcan una importante escalada en el conflicto que comenzó el 24 de febrero.

“Nunca reconoceremos esos referendos que parecen ser un paso hacia la anexión rusa y nunca reconoceremos esa supuesta anexión si llega a producirse”, declararon los líderes del G7 (integrado por Estados Unidos, Alemania, Francia, Reino Unido, Canadá y Japón).

Bandera de la República Separatista de Donetsk en Moscú.

Foto:

EFE/EPA/YURI KOCHETKOV

Sin embargo, las críticas internacionales y de Kiev no han impedido que Moscú siga adelante con los referendos en Ucrania. Las votaciones en las regiones orientales de Donetsk y Lugansk y en las meridionales de Jersón y Zaporiyia empezaron este viernes y se extenderán hasta el 27 de septiembre.

Por su parte, el presidente de Estados Unidos, Joe Biden, le advirtió a Rusia de que pagará costos “rápidos y severos” si utiliza “falsos” referendos para anexar territorios de Ucrania.

“Los referendos de Rusia son un falso pretexto para intentar anexionarse partes de Ucrania por la fuerza, en flagrante violación del derecho internacional”, dijo Biden en un comunicado.

REDACCIÓN INTERNACIONAL*Con información de EFE y AFP

Más noticias

Comienzan votaciones de anexión a Rusia en zonas ocupadas de Ucrania¿Qué implica la amenaza nuclear de Putin en medio de pedidos de paz en la ONU?

Deja una respuesta